El Perú lanzará hoy al espacio su primer satélite de observación de la tierra, PerúSAT-1, el más potente de su tipo en América Latina, desde el puerto espacial de Kourou, en Guayana Francesa, informó el Ministerio de Defensa (Mindef).

El lanzamiento será monitoreado desde el Centro Nacional de Operaciones de Imágenes Satelitales (CNOIS), ubicado en el distrito de Pucusana, en el sur de Lima.

Se trata del primer satélite de observación submétrico de la región (con resolución de 0.7 metros) capaz de identificar con precisión objetos con dimensiones menores a un metro, y cuyos beneficios abarcan campos como la seguridad, defensa nacional, actividades productivas y prevención de desastres.

Fue construido por la compañía Airbus Defence and Space con participación de la Comisión Nacional de Investigación y Desarrollo Aeroespacial (Conida), la Agencia Espacial del Perú, que está adscrita al sector Defensa.

La operación está prevista para las 20:43 horas, hora de Lima, con el empleo de un lanzador Vega (cohete). Su puesta en órbita será seguida en tiempo real desde CNOIS, con la presencia del ministro de Defensa, Mariano González.

Dimensiones

PerúSAT-1 es uno de los componentes del Sistema Satelital Submétrico PerúSAT-1.

Al ser un satélite submétrico podrá identificar con precisión objetos con dimensiones menores a un metro, como vehículos, aeronaves, pistas de vuelo, trochas, viviendas, etcétera, que lo convierte en el más moderno de su tipo en la región.

El otro componente es el CNOIS, la infraestructura terrestre que comprende todos los equipos necesarios para el control del satélite y la gestión de las imágenes satelitales. Construido recientemente, el CNOIS se ubica en Punta Lobos, Pucusana.

La adquisición del sistema satelital fue producto de un acuerdo suscrito el 24 de abril de 2014 entre los gobiernos del Perú y Francia.

Incluye el satélite, su lanzamiento y seguro; la infraestructura terrestre, un programa de transferencia tecnológica y el acceso a otros satélites mediante programas especiales.

Las imágenes captadas tendrán aplicación en diversas áreas socioeconómicas y de seguridad nacional, que abarcan varios sectores del Estado.

Desastres

este sistema Servirá para la prevención ante desastres naturales como sismos, huaicos, deslizamientos, inundaciones, Fenómeno El Niño, entre otros.

Además, se utilizará en el monitoreo de los cultivos y usos del suelo para mejorar el agro.

El Peruano

PerúSAT-1: lo que debes saber del primer satélite del Estado peruano

El Perú inicia oficialmente su era espacial con el lanzamiento este jueves 15 de septiembre de PeruSAT-1, el primer satélite submétrico del Estado peruano, que despegará desde la base Kourou (Guayana Francesa) tras un trabajo en tiempo récord de menos de 24 meses. El lanzamiento será con cohete Vega a las 08.43 pm (hora peruana).

PerúSAT-1 fue diseñado y construido por Airbus Defense and Space junto con la Agencia Espacial Peruana (Conida). Está basado en la plataforma compacta AstroBus-S y orbitará a 695 kilómetros de la Tierra, desde donde capturará imágenes del territorio peruano. El instrumento óptico que posee es de carburo de silicio de última generación y las imágenes que proporcionará serán de 70 cm de resolución.

¿PARA QUÉ SERVIRÁ PERUSAT-1?
La imágenes que PerúSAT ofrecerá del territorio peruano serán utilizadas en agricultura, gestión urbana, control fronterizo, tráfico de drogas, así como otras actividades ilegales. De igual modo, servirá para apoyar gestiones de ayuda humanitaria y evaluación de desastres naturales.

PerúSAT-1 será el satélite de observación de la Tierra más avanzado en América Latina. Su fabricación se realizó en Francia y tomó aproximadamente 18 meses. Paralelamente, en Pucusana, se construyó el Centro de Operaciones de Imágenes Satelitales (CNOIS) que recibirá la información de PerúSAT-1 cuando esté en órbita.

¿CÓMO SERÁ EL LANZAMIENTO Y LA PUESTA EN MARCHA DE PERUSAT-1?
Airbus informa que la campaña de integración en el lanzador se desarrolló sin contratiempos. PerúSAT-1 será puesto en órbita utilizando un lanzador Vega, perteneciente a Arianespace. Se trata del séptimo lanzamiento de los Vega.

PerúSAT-1 ha sido integrado en el dispensador multicarga, especialmente diseñado y construido por Airbus, para poner en órbita más de un satélite en el mismo lanzamiento. Acompañarán al satélite peruano, cuatro microsatélites de Google.

Una vez que PerúSAT-1 sea lanzado, Airbus revisará el despliegue del panel solar y su apuntalamiento hacia el Sol y realizará una serie de operaciones: transferencia del satélite a su órbita operacional, la adquisición de la primera imagen, realizar las pruebas en órbita para asegurar el buen funcionamiento de los subsistemas. Todo esto se realizará desde el Centro de Operaciones en Pucusana, al sur de Lima.

A finales del año, cuando se haya comprobado que todo marcha correctamente, se entregará el sistema satelital PerúSAT-1 al Estado peruano. Desde ese momento, los ingenieros peruanos – capacitados en Toulouse (Francia) – se harán cargo de manera autónoma de PerúSAT-1.

¿POR QUÉ SE ELIGIÓ AIRBUS?
Airbus Defense and Space es una división de Airbus Group, líder en la industria aeroespacial en Europa. Ofrece satélites y naves para observación terrestre, navegación y ciencia; sistemas orbitales; satélites de comunicación; así como una gama de sistemas de seguridad y vigilancia.

¿QUÉ ES EL ASTROBUS-S?
Es un tipo de satélite de observación de la Tierra de última generación con aplicaciones de muy alta resolución (VHR) que combina las ventajas de un sistema de baja masa con los buenos resultados de una plataforma más grande.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS DE PERÚSAT-1
Si bien PerúSAT-1 es el primer satélite del Estado peruano, no es la primera iniciativa de su tipo. A finales de la década de 2000, la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) desarrolló el proyecto de Chasqui 1, el cual tras muchos esfuerzos pudo ser lanzado durante una caminata espacial en agosto de 2014, frente a la Estación Espacial Internacional (EEI o ISS según sus siglas en inglés).

Asimismo, la Pontificia Universidad Católica del Perú desarrolló el proyecto PUCP SAT-1 que fue lanzado desde el cosmódromo de Yasny, en Rusia, en 2013.

La Prensa