“En el campamento pasamos tiempo aislados, comimos cosas deshidratadas y en simuladores experimenté por unos días lo que vive un astronauta”, así relata Hans Barceló parte de su experiencia de inmersión en un campamento espacial como parte de la delegación colombiana en Generación Marte.

El joven soledeño, de 17 años, regresó ayer junto a su compañera de viaje Yosmeni Herrera de Huntsville, Alabama, en Estados Unidos. Ambos fueron recibidos en el aeropuerto con pancartas, globos, banderas y un grupo folclórico que puso a sonar una cumbia cuando cruzaron la salida de vuelos internacionales. La comitiva que los recibió estuvo liderada por el alcalde de Soledad Joao Herrera y Jorge Salazar, director de la Fundación Grupo de Astronomía Apolo y del proyecto de Generación Marte en Colombia.

La experiencia

Hans cuenta que los primeros días del campamento –realizado en Estados Unidos, específicamente en Huntsville, Alabama– fueron de charlas académicas donde aprendió la teoría sobre los cohetes y naves espaciales, así como de las exigencias que tiene un astronauta.

“Nos explicaron cómo sobreviven en el espacio. La comida que llevan está medida, empacada en aluminio y además es contabilizada para durar los días de la misión en el espacio. La preparación que ellos tienen antes de viajar demora 3 años y otros detalles que no sabía”, describe Hans, y agrega que este proceso educativo lo vivió junto a jóvenes de Noruega, Inglaterra, Alemania, Australia, Costa Rica, entre otros países del mundo. Pruebas de resistencia y conocimiento fueron parte del programa.

“Nos dividieron en grupos para ejecutar misiones. Mi equipo se llamaba Apolinautas y estaba encargado del área de comando donde manejábamos la parte tecnológica; en otro grupo estaban los astronautas dentro del cohete”, relata el joven con la emoción de un sueño cumplido. “Fue una experiencia que no voy a olvidar. Tuve cerca a astronautas reales y aprendí mucho”.

Experiencia piloto

Para Jorge Salazar, director de la Fundación Grupo Apolo, la primera experiencia de Generación Marte tiene el propósito de motivar a  otros niños a participar y sumar más instituciones a la iniciativa.

“Promover la ciencia y tecnología repercute en el desarrollo social. La motivación en los jóvenes por estos temas es una tarea pendiente que puede incentivarse con estos proyectos”, explica Salazar.

Por otra parte, la experiencia no fue sólo a nivel de estudiantes. Yosmeni Herrera, quien dirige la oficina de la juventud en Soledad, participó en el segmento del campamento destinado a docentes. Conferencias con el cofundador de Wikipedia, Jimmy Wales; con la astronauta Dorothy Metcalf-Lindenburger; y simulaciones de misiones espaciales fueron parte de su itinerario.

“El objetivo es fortalecer estas alianzas y que se realicen más intercambios para que otros niños y jóvenes como Hans puedan vivir la experiencia, de la mano del Grupo Apolo y de la Alcaldía de Soledad, que le están apostando a impulsar la ciencia en el departamento”.

La siguiente misión de Hans será compartir su aprendizaje con sus compañeros de la Institución Educativa Dolores María Ucros de Soledad, donde estudia. También expondrá, junto a Yosmeni Herrera y el Grupo Apolo, más detalles durante un evento de clausura de la semana de la juventud, que se realizará el 13 de agosto en el Colegio Nuestra Señora del Fátima.

Publicado en El Heraldo