Nuevos sistemas de energía fotovoltaica son instalados en hospitales de las provincias orientales de Santiago de Cuba y Guantánamo para favorecer el ahorro de combustible en esas instalaciones de la salud y sustituir importaciones.

En unidades asistenciales de ambas regiones ubican sistemas compuestos por generador solar e inversor que transforma la energía a corriente alterna, apta para el consumo directo por equipos electrónicos o para introducirla a la red pública.

Otto Escalona, vicepresidente de CubaSolar, dijo que con casi 200 calentadores solares, esas instituciones médicas tienen resuelto el suministro de agua caliente, necesaria en el baño de las personas ingresadas.

Escalona añadió que aunque las acciones de promoción y divulgación de la energía solar se efectúan en todo el país, en los territorios orientales es donde más se usa la luz natural.

Publicado por Radio Habana Cuba