Una gigantesca escultura elaborada con miles de botellas plásticas que forman dos planos distorsionados sobre una base de acero acapara desde hoy, lunes, un área destacada en la Plaza de la Democracia, frente al Capitolio.

La escultura fue diseñada y ensamblada por tres jóvenes artistas como parte de una campaña encabezada por el representante José Báez Rivera para promover el reciclaje junto a las organizaciones ambientalistas Sierra Club y Basura Cero.

Como parte de la iniciativa ecologista, en la red social Facebook se creó la página “Que no te ahoguen las botellas” para fomentar el reciclaje de plástico y otros materiales.

La gran ola de plástico con botellas fue elaborada por los estudiantes Camila Rivera y Gustavo Vega, alumnos graduados de Diseño, de la Escuela de Arquitectura de la Universidad de Puerto Rico, y Andrés Sebastián Cano Agosto, graduado de Escultura, de la Escuela de Artes Plásticas.

“El primer reto fue conseguir las botellas”, relató el representante Báez Rivera, en una breve entrevista con este medio.

Dijo que recogieron 15,000 botellas, de las cuáles más de 8,000 permanecen almacenadas en su oficina en el Capitolio. “Sí sabemos que vamos a reciclarlas”, comentó el legislador al explicar que personal de su oficina legislativa se encargó del 90 por ciento del manejo de las botellas entregadas por ciudadanos de distintos pueblos.

“Venían personas de toda la Isla”, dijo para agregar que personas de oficina se encargó de limpiarlas, quitarles las etiquetas y clasificarlas por el color de las tapas.

El Nuevo Día