“Chile tiene los mejores cielos de mundo”, es una frase que cada vez oímos con mayor frecuencia. La afirmación está basada en que el 40% de la infraestructura óptica de observación astronómica del planeta está en nuestro territorio, y se estima que la cifra llegue al 70% en la próxima década. Esta característica excepcional, representa una oportunidad única para potenciar el turismo y para diferenciarnos a nivel internacional. Con esta visión, la subsecretaria de Turismo, Javiera Montes, lanzó la “Hoja de Ruta del Astroturismo en Chile 2016- 2025” en el Planetario de Santiago.

El documento consiste en un plan estratégico para transformar a nuestro país en el destino astroturístico más relevante del mundo al 2025. Todo, en base a ofrecer experiencias astroturísticas de alta calidad, atractivas, variadas y sustentables. La subsecretaria de Turismo destacó que, “el turismo astronómico constituye una clara ventaja competitiva y comparativa del resto del mundo, ya que en nuestro país tenemos una excelente calidad de nuestros cielos, y por lo mismo se ubican los observatorios más importantes del mundo”. Y agregó que, “como Subsecretaría de Turismo, queremos que nuestro país se convierta en un destino astroturístico de excelencia, admirado y conocido por poseer una oferta de calidad, atractiva, variada y sustentable, objetivo principal de la estrategia nacional y de los programas estratégicos de turismo”.

La Hoja de Ruta fue elaborada por el proyecto Astroturismo Chile, con el fin de orientar el desarrollo de la actividad en el país, a 10 años plazo. La meta es lograr que el astroturismo sea una de las experiencias emblemáticas que realicen los turistas en el país, aportando a la diversificación y sofisticación de la oferta turística nacional, a la captación de mayor valor por turista y a la diferenciación internacional del país, en tanto destino turístico de naturaleza.

La directora nacional de Sernatur, Marcela Cabezas, expresó que, “este gobierno está apostando por la diversificación de la oferta turística, es así como a través de esta iniciativa queremos convertir a nuestro país en un destino líder en astroturismo mundial, apostando a nuestras ventajas comparativas. Para ello trabajaremos por fortalecer el capital humano asociado al sector, desarrollar infraestructura habilitante, y promover la incorporación de la sustentabilidad como un estándar del sector astroturístico”.

La iniciativa ha sido financiada por la línea de Bienes Públicos para la Competitividad Nacional de Corfo. Patricio Feres, Gerente de Innovación de esta entidad, señaló que, “somos una capital astronómica y funcionamos como el principal polo “observador”. Queremos aprovechar estos proyectos de gran escala y amplio impacto, para que contribuyan significativamente a fortalecer la imagen de Chile como país astronómico y como el destino astroturístico más relevante del mundo”. Esta Hoja de Ruta, ya es parte de la Hoja de Ruta del Programa Estratégico Nacional de Turismo Sustentable (PENTS) de Corfo, lo que reafirma su importancia para el desarrollo del turismo nacional.

En la elaboración de este plan estratégico participaron cerca de doscientos actores turísticos, científicos, académicos y estatales. El resultado final propone 60 iniciativas, organizadas en siete líneas de acción: Experiencia de visita, Capital humano, Infraestructura, equipamiento y recursos, Sustentabilidad, Promoción y comercialización, Articulación del sector e Iniciativas emblemáticas.

Para los dos primeros años de implementación, la Hoja de Ruta (2016 – 2017) ha priorizado diversas iniciativas que apuntan a cerrar las principales brechas de calidad de la oferta astroturística actual. Una vez que ello ocurra, se incrementará la promoción y comercialización nacional e internacional del astroturismo chileno.

Entre las iniciativas priorizadas se cuenta el implementar una línea de apoyo a oferentes privados de astroturismo; rediseñar las experiencias de visita de los observatorios científicos internacionales y de los observatorios municipales; organizar una mesa de trabajo público, privada y ciudadana para proteger los cielos de la contaminación lumínica; crear una marca para los cielos de Chile; y diseñar e implementar un programa de capacitación que permita incorporar 100 guías astroturísticos de excelencia.

Dentro de las iniciativas a ejecutar entre el 2018 y 2025, se encuentra el desarrollo de experiencias astroturísticas en áreas silvestres protegidas; desarrollo, promoción y comercialización de la oferta astroturística chilena, con ocasión de los eclipses totales de sol de 2019, 2020 y 2021; generación de productos de “astronomía cultural”, por parte de comunidades y/o emprendedores turísticos pertenecientes a pueblos originarios; organización de una campaña de sensibilización ciudadana sobre protección de cielos oscuros y contaminación lumínica; gestión y obtención de nuevas certificaciones internacionales de cielos oscuros; y la organización de un festival anual de astronomía en Chile y de una Cumbre Mundial del Astroturismo.

Angélica Baeza – La Tercera