Un grupo de científicos nacionales e internacionales, junto a técnicos y guardaparques de la Dirección del Parque Nacional Galápagos (DPNG), partieron hacia el noroeste de la isla Isabela, donde iniciarán una expedición de 10 días para la búsqueda de 40 tortugas que habitan en las laderas del volcán Wolf, las cuales tienen un alto contenido de genes de las especies extintas de las islas Pinta y Floreana.

A bordo de la lancha oceánica Sierra Negra, del Parque Galápagos, el equipo formado por 27 guardaparques y 16 científicos se trasladará hasta el sitio en el que se encuentra una población aproximada de 5000 tortugas, 1726 de las cuales, en el año 2008, se les tomó muestras de sangre para análisis genéticos y se les colocó PITs (Passive Integrated Transponder) para su identificación.

Los análisis de laboratorio realizados a las muestras tomadas, evidenciaron que un grupo de individuos son híbridas entre la especie propia de volcán Wolf (C. becki) y las especies extintas de Pinta y Floreana respectivamente.

En base a estos resultados, el equipo prevé capturar 15 tortugas híbridas con genes de la especie C. abingdonii a la que pertenecía el desaparecido Solitario George; además de otras 25 con genes de la especie C. elephantopus, de la isla Floreana, extinta hace más de 150 años. La información de los científicos indica que entre los animales híbridos, hay algunos individuos con hasta 90% de genes de dichas especies, rango equivalente a un parentesco de primera generación, por lo que se presume que podría encontrarse incluso algún padre puro habitando este volcán.

Para la búsqueda el personal se establecerá 10 campamentos, en un área de 75 kilómetros cuadrados en el flanco oeste del volcán, entre los 150 y 1100 msnm. Por sus características morfológicas los machos híbridos de C. elephantopus pueden pesar entre 150 y 180 kilogramos, mientras que los de C. abingdonii hasta 100 Kg aproximadamente, por lo que las tortugas que se vayan encontrando serán trasladadas en helicóptero hasta la embarcación.

En la Sierra Negra, una parte de los científicos realizará la toma de muestras biológicas de las tortugas, además de un exhaustivo proceso de desparasitación interna y externa, como fase preparatoria para el viaje hacia su nuevo hábitat: el centro de crianza “Fausto Llerena” de la DPNG.

Metro


VOLVER