Un novedoso desarrollo made in Chile llamado Taote, que en rapa nui significa “médico” se abre paso en un interesante torneo de tecnologías locales. Se trata de un ecógrafo creado por estudiantes de la Universidad de Chile y que cuenta con un dispositivo ocular para que el especialista pueda seguir en tiempo real el tratamiento. El equipo pesa sólo 800 gramos y que acaba de pasar la etapa final del Go-to-market, concurso de Corfo que apoya la comercialización de tecnologías chilenas que surjan de la investigación y el desarrollo local.

El dispositivo piloto cuenta con una batería recargable que le permite más de 2 horas de autonomía y un bajo costo de producción. Taote es un proyecto de Vader Johnson y Rodrigo Maureira -ingenieros eléctricos de la Universidad de Chile- liderados por Manuel Duarte, profesor titular de Ingeniería Eléctrica. También cuenta con la colaboración del doctor John Mac Kinnon, radiólogo y colaborador del Centro de Biotecnología y Bioingeniería y Carlos Conca, investigador titular del mismo centro y del Centro de Modelamiento Matemático de la casa de estudios. El dispositivo piloto fue desarrollado con aportes de la clínica Megasalud.

El paso a la etapa final del certamen, permite al equipo viajar a Silicon Valley, EEUU, para una pasantía de un mes gestionada por Corfo en la que adquirirán competencias para avanzar en la producción del dispositivo.

El producto tendría un alto impacto en la realización de este tipo de exámenes en pacientes inmovilizados en hospitales y clínicas, tercera edad y de hospitalización domiciliaria. Su menor costo facilitaría su uso como primera línea de detección y diagnóstico en los centros de salud de atención primaria, especialmente en zonas aisladas o distantes de centros regionales de salud.

Carlos Salazar – La Nación


Volver