Nació en Kingston, Jamaica, en febrero de 1932. Teórico cultural y sociólogo. Comenzó a estudiar en su ciudad, antes de irse al Reino Unido, en 1951. Estudió en el Merton College de la Universidad de Oxford. Al estar influenciado por el pensamiento de Antonio Gramsci y su teoría de la hegemonía, tanto como por las interpretaciones de Althusser sobre el papel de los medios como formas del poder dominante, ejerció una gran influencia académica en el discurso crítico de los estudios culturales de los años 70 del siglo XX. Planteó un modelo de codificación-descodificación (1973), donde plantea la interpretación activa y dialéctica de las audiencias, aunque atribuye a la clase social un papel relevante en los procesos de codificación-descodificación. Junto a Raymond Williams, Richard Hoggart y E. P. Thompson, es uno de los principales referentes de los Estudios culturales.

Medios de comunicación: Éste factor influye en gran medida en los públicos, desde comienzos del siglo XXI, pero hay que destacar que se sigue debatiendo hasta ahora el real poder de influencia que tienen éstos dichos medios en la sociedad. La incorporación en la vida cotidiana de las personas de los medios de comunicación se vio incrementada fuertemente, ya sea en la radio, en internet, en la televisión, etc., provocando transformaciones en nuestras conductas de la vida diaria. Éste fenómeno es comúnmente conocido como “dominación cultural” que nace por el proceso de globalización sobre las imágenes y modelos que surgen en los medios de comunicación. También hay otra manera de influenciar indirecta y sencillamente, y es la denominada “hegemonía”.

Emisor/Receptor: Éste autor explica que existe una diferencia entre la operación del emisor y del receptor. El primero es el encargado de cifrar/codificar una idea, es decir transmitir un mensaje con la presencia de diferentes signos, y luego el receptor lo recibirá, descifrándolo. Para que ésta comunicación tenga resultados exitosos, es necesario que compartan los mismos códigos, por ejemplo, los mismos gestos, o el mismo idioma. Se tiene como interrogante porqué se interpretan de diferentes maneras los mensajes si entre emisor y receptor se tienen los códigos iguales, y es por esto que Hall se lo atribuye a la clase social, explicando que en los mensajes participan códigos profundamente influenciados por el puesto que posee cada persona en una sociedad determinada.

Clase Social: Stuart Hall se presenta caracterizado por tener un pensamiento que se encuentra relacionado con lo que pensaba Marx, es por ello que ve una sociedad dividida en clases diferentes. En los receptores de una comunicación se ven reflejados sus conocimientos y experiencias obtenidas a lo largo de toda su vida. Es por esto que se explica que no necesariamente se tienen los mismos códigos y se entienden de diferentes maneras los mensajes, como ejemplo se puede tomar a un empresario y un niño de la calle, ambos poseen el mismo idioma, pero no comparten el mismo dialecto y se expresan de maneras distintas, por lo que aquí se aprecia bien las distintas interpretaciones que se tiene de los mismos mensajes, que lo explica Hall con su pensamiento marxista.

Schmartlee